Las camas articuladas son somieres a los que se les puede dar forma para que se adapte mejor al cuerpo. Se levantan en distintas partes para así apoyar el cuerpo perfectamente.